viernes, 26 de agosto de 2011

UNIDAD Nº 3: ¿Cómo funciona mi cuerpo cuando hacemos deporte?

UNIDAD Nº3
¿CÓMO FUNCIONA MI CUERPO CUANDO HACEMOS DEPORTE?
6º de E. Primaria.
     El cuerpo es un conjunto órganos, aparatos y sistemas que nos permite realizar las acciones y movimientos.
     En esta unidad vamos a conocer algunos órganos, aparatos y sistemas relacionados con la actividad física como: El corazón, el aparato circulatorio,  el aparato locomotor, el aparato respiratorio, el sistema nervioso...
     Si haces "clic" sobre la imagen, que aparece a continuación, irás a la página de LUDOS, base que he utilizado para realizar esta unidad. Aquí prodrás interactuar entre distintas pantallas para conocer y comprender mejor el tema sobre ¿cómo funciona nuestro cuerpo al realizar ejercicio físico?

EL CORAZON.
     El corazón se encarga de distribuir la sangre por todo el cuerpo.
      Esta distribución se realiza mediante impulsos.
   Un latido es una contracción y relajación del corazón para hacer fluir la sangre por todo el cuerpo.
    La sangre circula por el organismo a través de venas y arterias.
   Al realizar ejercicio físico  conviene conocer nuestra frecuencia cardíaca para dosificar el ejercicio.
¿Qué es la Frecuencia cardíaca? 
     Es el conjunto de latidos del corazón por minuto y varía si esta en reposo o en movimiento.
   La frecuencia máxima (teórica) es la mayor frecuencia que puedes alcanzar en un ejercicio de de esfuerzo sin poner en riesgo tu salud, siempre y cuando te encuentres en óptima condición física.
Calcular la frecuencia cardiaca.
     Valores de la frecuencia cardiaca según la edad y el sexo.


Actividad Nº1: ¿Quieres conocer tu frecuencia cardíaca?
Toma tus pulsaciones en clase y comprueba luego las que tienes durante el ejercicio en el patio.
     Haz clic sobre el corazón e iras a una página que podrás calcular la frecuencia cardíaca.
Aprendemos a tomar nuestras pulsaciones:
     Coloca el dedo índice y el medio sobre los músculos que bajan del cuello, deberás sentir el latir de la arteria en la punta de los dedos, cuando hayas encontrado el pulso, por en marcha el reloj. Empieza a contar, 0 para el primer latido, después 1, 2,3, y así hasta que pasen 15 segundos.
     Tu frecuencia cardiaca será el resultado de multiplicar el número de latidos que has contado por 4.
Ejemplo:
     He contado 18 latidos, 18x4=72. Tienes 72 pulsaciones por minuto.
¿Dónde nos podemos tomar las pulsaciones?.
Tenemos básicamente dos sitios:
1.- Uno en el cuello “pulso carotideo”.
2.- Otra en la muñeca “pulso radial”.

   Realmente se puede tomar en cualquier sitio donde una arteria pueda ser presionada sobre un hueso o un músculo. En el deporte se usan estas dos formas por su sencillez y su facilidad de palpación.
     Las pulsaciones en el cuello son mucho más fáciles de notar ya que la arteria es más grande. Normalmente es la mejor zona para que los deportistas controlen su frecuencia cardiaca. 
 Recomendaciones para tomar el pulso
  • Palpa la arteria con tus dedos índice, medio y anular. No palpes con tu dedo pulgar, porque el pulso de este dedo es más perceptible y se confunde con el tuyo.
  • No ejerzas presión excesiva, porque no se percibe adecuadamente.
  • Controla el pulso en un minuto en un reloj de segundero.
  • Anota la cifra que has contado.
Tomarse el pulso en el cuello en la carótida (cuello)
     Las carótidas son arterias que van por los dos lados del cuello, por lo que con dos dedos, el índice y el medio, presionas ligeramente en uno de los lados del cuello hasta notar las pulsaciones. Lo normal para un diestro es usar los dedos de la mano derecha y tomarse las pulsaciones en el lado izquierdo del cuello.
Como puedes ver en la foto.
Tomarse el pulso en la muñeca o en la arterial radial
     Con el dedo índice y medio o también con el pulgar presionas ligeramente en la muñeca casi en el inicio de la mano cerca del dedo pulgar hasta notar las pulsaciones. La zona es inmediatamente arriba de la base del pulgar. Al ser la arteria más pequeña que la que pasa por el cuello es más difícil contar las pulsaciones.
¿Cuánto tiempo tengo que contar las pulsaciones?
El tiempo exacto es un minuto, ya que las pulsaciones se miden en minutos.
Cuando se está haciendo deporte y se quiere conocer las pulsaciones durante o después de un ejercicio, ya que están bajan cuando paras, lo normal es tomarse las pulsaciones en quince (15) segundos y luego multiplicarlo por cuatro.

Para saber un poquito más:
Otros sitios donde se puede tomar el pulso son:
  • En la sien (temporal)
  • En el cuello (carotideo)
  • Parte interna del brazo (humeral)
  • En la muñeca (radial)
  • Parte interna del pliegue del codo (cubital)
  • En la ingle (femoral)
  • En el dorso del pie (pedio)
  • En la tetilla izquierda de bebes (pulso apical)
  • Los más comunes son el pulso radial y el carotideo.
EL APARATO LOCOMOTOR.
     El aparto locomotor es el conjunto de huesos, músculos y ligamentos que permiten al cuerpo moverse.
Las funciones del aparto locomotor son: Soporte, protección y movimiento.
 Función de movimiento:
     Para realizar un movimiento, unos músculos se contraen y otros se relajan permitiendo así mover las articulaciones.
Función de soporte:
     Has pensado que pasaría si sacásemos los músculos a nuestro cuerpo. Este se caería y sería como un globo desinflado (función de soporte).
Función de protección:
   Nuestro aparato locomotor protege partes vitales de nuestro cuerpo. La columna protege a la médula espinal, el cráneo protege al cerebro y las costillas al pulmón y al corazón.
Conocemos algunos huesos y músculos.
Los huesos:
     El esqueleto humano consta de 206 huesos, que empiezan a desarrollarse antes del nacimiento. Inicialmente, cuando el esqueleto se empieza a formar, está compuesto de cartílago flexible, pero en pocas semanas comienza el proceso de osificación. La osificación consiste en que el cartílago es sustituido por duros depósitos de fosfato de calcio y elástico colágeno, los dos principales componentes de los huesos. Este proceso se completa en aproximadamente 20 años.
     Si haces "clic" sobre la imagen puedes conocer más sobre los huesos.

Actividad Nº2: Realizamos un mural o presentación con el ordenador sobre los huesos del cuerpo. Luego puedes explicársela a tus compañeros.
 En estas páginas puedes conocer más sobre los huesos del cuerpo.
1.- http://www.juntadeandalucia.es/averroes/~29701428/salud/osteo.htm
Actividad Nº 3: En esta página puedes evaluar si conoces los huesos.


Los músculos.
      Los huesos no trabajan solos: necesitan la ayuda de los músculos y las articulaciones. Los músculos tiran de las articulaciones, lo que nos permite movernos.
      El cuerpo humano tiene más de 650 músculos, que constituyen la mitad del peso corporal de una persona. Están conectados a los huesos mediante tejidos duros y resistentes, similares a los cordones, denominados tendones, que permiten que los músculos tiren de los huesos.
    Para conocer más sobre los músculos del cuerpo haz "clic" sobre la imagen o te propongo que sigas el enlace: http://www.juntadeandalucia.es/averroes/~29701428/salud/muscular.htm


Actividad Nº4: ¿Sabrías localizar algunos músculos de nuestro cuerpo?
     Haz clic sobre la imagen y realiza la evaluación que te propongo.


  

Jugamos a "pasa palabra con los huesos y músculos de nuestro cuerpo.

 El aparato respiratorio.
     El aparato respiratorio es un conjunto de órganos por medio de los cuales realizamos la respiración, consta de las vías respiratorias y de los pulmones.
     En los pulmones se produce el intercambio de oxigeno y CO2. Las células utilizan el oxígeno para obtener energía de los alimentos y producen dióxido de carbono que es nocivo y se expulsa al exterior a través de los pulmones.
   A mayor actividad más oxígeno y veces tenemos que respirar, aproximadamente hacemos en reposos 12 respiraciones por minuto y aumenta cuando hacemos alguna actividad.

 
Para conocer más sobre el aparato respiratorio haz "clic" sobre la imagen situada a la derecha.

Aparato nervioso:
     El sistema nervioso es el que dirige y regula la vida de todos los tejidos del cuerpo humano, y a el están sujetos todos los procesos de la vida orgánica.
     El sistema nervioso realiza una serie de movimientos. Unos autónomos, otros reflejos y otros voluntarios.
¿Quién mueve el corazón?
     Muchas de las funciones que se realiza en nuestro organismo como la digestión, la circulación sanguínea las activa el sistema nervioso autónomo y son ajenas a nuestra voluntad (movimiento autónomo).
¿Qué ocurre cuando nos quemamos?
     Estos actos son reflejos y los realizamos sin intervención de la corteza cerebral, es decir, no somos conscientes y, por tanto, son ajenos a nuestra voluntad (movimientos reflejos).
     Los movimientos que realizamos al coger, lanzar, etc. Son movimientos voluntarios interviene el sistema nervioso central, los sentidos perciben, el cerebro da las órdenes y el cerebro conduce las sensaciones.
   
     Si deseas conocer algo más sobre el sitema nervioso puedes hacer "clic" sobre la imagen inferior:
    Para movernos necesitamos energía.
¿De dónde viene esa energía que necesitamos?
   La energía de nuestro cuerpo proviene de los alimentos que tomamos. El cuerpo necesita tomar diariamente proteínas, hidratos de carbono, lípidos, vitaminas, agua y sales minerales. Una alimentación variada, suministra todas las sustancias necesarias.
     Cuando hacemos ejercicio, primero consumimos el glucógeno que hay en el músculo. Luego la glucosa de la sangre, posteriormente se consume el glucógeno almacenado en el hígado y por   último se recure a los lípidos almacenados en el cuerpo.

Actividad Nº5: ¿Qué alimentos nos proporcionan energia?.
     

Cuando hacemos ejercicio físico, sudamos, nuestra piel TRANSPIRA
   Una de las funciones de la piel es la termorregulación, es decir, el mantenimiento de la temperatura corporal constante, a unos 37ºC.
     Al sudar expulsamos sustancias químicas de deshecho, sales minerales y agua que al evaporarse sobre la piel reduce nuestra temperatura. El sudor se expulsa por los poros que se encuentran por toda la superficie de la piel.
      
     Cuando más ejercicio hacemos, más calor genera nuestro cuerpo y más suda para regular ese calor. Siempre que hagas ejercicio debes tomar agua y sales minerales antes, durante y después, ya que constantemente se está perdiendo mediante el sudor. El ejercicio retrasa la sensación de tener sed, por eso no debemos esperar a tener sed para beber.
   
Actividad Nº6: ¿Sabrías explicar por qué sudamos?